EN LAS ALAS DE UN AVIÓN SE HAN POSADO MARIPOSAS de Oscar Domínguez

La soledad
no siempre se refleja en una silla vacía
o en los restos de humo sobre el cenicero.

He visto el temor
pintado de brillo en la manicura cruzada
de una azafata
y he pensado en tu sonrisa
convirtiendo mi vida en un patíbulo.

Estoy ideando un plan de ataque
para lograr decirte todo sin decir nada
pero en las alas de un avión
se han posado mariposas igual que en mi estómago.

He descubierto el viento
en la mirada de un loco que no quiso dar marcha atrás
y yo intento no caer sin paracaídas
al doblar por ti la próxima curva a la derecha.

El miedo
a veces es una vuelta de más en la cerradura
igual que saber lo que uno quiere o desea
y sentir que las piernas no responden.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada